La salud mental y el rol de la terapia online frente al nuevo coronavirus COVID-19

Tal y como señala la Federación Europea de Asociaciones de Psicólogos (EFPA) , la primera prioridad de los y las profesionales de la Psicología es el uso del conocimiento psicológico para informar correctamente sobre el virus, con el fin de evitar ansiedad innecesaria y apoyar a las personas afectadas. Por ello, ofrecemos algunas pautas de utilidad relativas a la comunicación sobre la pandemia y consejos en primeros auxilios psicológicos:

1.Responder a la situación local. Como la situación es muy diferente de un país a otro, es esencial ajustarse a la situación específica de cada país. Por lo tanto, le alentamos a ponerse en contacto con sus autoridades sanitarias locales y promover su evaluación y directrices oficiales, asegúrese de consultar las fuentes correctas.
2. Conocer los datos. Ayudar a las personas a asegurarse de que obtengan los datos y la información correcta. Cada gobierno está proporcionando información objetiva sobre el virus en su país a través de sitios web a los que puede remitirse. El Gobierno de México tiene una página especial sobre el Coronavirus que ofrece actualizaciones periódicas y quince diferentes secciones para resolver dudas, informar y capacitar a la ciudadanía, conózcala: Covid 19.
3.Comunicarse con los menores de edad. Es fundamental hablar sobre la cobertura de noticias del coronavirus con información honesta y apropiada para los niños. Esto es una forma de educarles en la protección de su propia salud. Los padres también pueden ayudar a aliviar la angustia en los y las menores, centrándoles en rutinas y horarios. Es importante recordar que los niños y las niñas observan constantemente los comportamientos y emociones de sus padres, en busca de pistas sobre cómo manejar sus propios sentimientos.
4. Mantenerse conectado (de forma segura). Mantenerse activo en las redes sociales puede fomentar una sensación de normalidad y proporcionar un medio valioso para compartir sentimientos y aliviar el estrés. Asegúrese de sostener conversaciones y consumir contenido de valor. Evite sobreinformarse y continúe vigilando el tiempo que usted y/o sus hijos pasan en redes sociales y otros sitios web. No excedan tiempos ni hagan modificaciones abruptas de sus rutinas de sueño y descanso.
5. Lidiar con la cuarentena. En los últimos días han surgido varios artículos sobre este tema. Por ejemplo, el Prof. Atle Dyregrov, ex miembro del Comité Permanente de la EFPA sobre Psicología de crisis, traumas y desastres, ha publicado un texto en el que ofrece información muy útil para apoyar a las personas que tienen que lidiar con una situación de cuarentena. Debemos reconocer que el mundo entero está pasando por una situación desconocida y que cada uno de nosotros está buscando asimilar, acomodarse y finalmente adaptarse a la nueva rutina de vida. Es una temporada de incertidumbre para el planeta, así que muchas de las reacciones que estás teniendo seguramente son normales y esperadas dentro de la situación anormal como la que vivimos.
6. Apoyar a las personas para que busquen ayuda adicional. Aquellas personas que sienten un nerviosismo abrumador, una tristeza persistente, temor excesivo a ser contagiado o morir y otras reacciones prolongadas que afectan negativamente en su desempeño laboral o las relaciones interpersonales, deben consultar con un profesional de la salud mental capacitado y con amplia experiencia en intervención en crisis y manejo de trastornos de ansiedad y del estado de ánimo.
Durante el período de distanciamiento social que supone la cuarentena, las consultas online, especialmente a través de video chat, brindan una alternativa viable para ofrecer atención y terapia psicológicas. La investigación muestra que la eficacia de tales teleconsultas es ligeramente menor, pero a menudo logran obtener efectos similares a la atención convencional cara a cara.
7. Promover la seguridad. Las personas pueden mejorar la seguridad siguiendo las pautas sobre protección personal, contramedidas ambientales, de distanciamiento social y relacionadas con los viajes, como lo explica el ECDP: Pautas sobre contramedidas no farmacéuticas. La EFPA recuerda que la mayoría de estas pautas han sido modificadas por las autoridades sanitarias locales, por lo que recomienda ponerse en contacto con ellas y utilizar estas pautas para apoyar a la población en general.

Helpsi Capital Humano

MÁS INFORMACIÓN:
Directrices de la Organización Mundial de la Salud: «El paquete de comunicación de riesgos COVIC-19 para establecimientos de salud».

Comparte con tus amigos!